El Ayuntamiento inicia la temporada de verano en la piscina municipal

Se mantienen los precios y horarios de la temporada anterior

Juegos acuáticos en la piscina.
VERANO

La piscina municipal inaugura la temporada de baño este viernes 23 de junio a partir de las 12.30 horas con una jornada de puertas abiertas. El teniente alcalde, Juan José Perea, adelanta que la campaña de baño se prolongará hasta septiembre y que el Ayuntamiento ha decidido mantener el horario de apertura y cierre de las instalaciones, a las que los usuarios podrán acceder de lunes a viernes de 12:30 a 20:30 horas, y de 11:30 a 20:30 horas los fines de semana y festivos.

Además, Perea destacó el "esfuerzo" realizado por el equipo de Gobierno del Ayuntamiento, que ha decidido mantener para este año los precios de entradas y bonos, y recordó que todos los interesados en "obtener" los bonos para la nueva temporada de baño, podrán hacerlo en la taquilla de la propia piscina.

De este manera, el precio de las entradas para niños de 3 a 13 años y mayores de 65 será de 1,50 euros; de 2,50 para adultos y de 2 euros para los poseedores del carné joven. Respecto a las otras dos modalidades de acceso, los abonos de 30 baños serán de 50 euros para los mayores, y de 30 para niños de 3 a 13 años y mayores de 65 años.

Por otra parte, durante toda la campaña veraniega, el ayuntamiento oferta un amplio abanico de cursos y actividades de ocio y deporte para realizar en el medio acuático y que abarcan desde cursos de iniciación y perfeccionamiento, hasta sesiones de aquagym, actividades acuáticas para niños, bebes y embarazadas 'matronatación', o rehabilitación acuática, entre otras.

Además, durante los meses de julio y agosto, por quincenas, están programados cursos de natación para niños. Asimismo, tras la extraordinaria acogida que tuvieron la temporada pasada iniciativas como la apertura de la piscina en horario nocturno o la realización actividades recreativas con juegos y atracciones flotantes, el ayuntamiento avanza que este año volverán a repetirse y a ser posible mejorarse, aunque las fechas están aun por determinar.

De la seguridad se encarga una plantilla de cinco socorristas titulados, con experiencia en salvamento acuático y primeros auxilios y dos técnicos sanitarios 'ATS/DUE', que también se ocuparan en el desarrollo de los cursos.

El recinto deportivo ocupa una superficie de unos 12.500 metros cuadrados y cuenta una piscina de 50 metros de largo por 21 de ancho, y otra recreativa de 21 metros de largo por 10 de ancho y dos niveles de profundidad dedicada a los más pequeños, además de vestuarios, aseos, pistas de tenis, padel y polideportiva, parque recreativo de juegos infantiles, cafetería-bar y amplias zonas arboladas y de césped que proporcionan generosos espacios para la sombra y el paseo.

Para el funcionamiento de los cursos y el mantenimiento de las instalaciones se cuenta con diez monitores de natación, un conserje-taquillero, limpiadora y tres operarios de mantenimiento.

Comienza así una nueva temporada estival para disfrutar de unas instalaciones cada vez más usadas por castueranos y visitantes, y que suponen una de las principales alternativas de ocio en los calurosos meses veraniegos.