El Ayuntamiento regula la venta ambulante con una nueva Ordenanza

Satisfacción por el traslado de los puestos de frutas y hortalizas del Mercadillo a la plaza de abastos

Puesto de frutas y hortalizas en el mercado de abastos
COMERCIO

Regular la venta ambulante y poner coto a la ilegal. Este es el objetivo de esta nueva ordenanza municipal del Ayuntamiento de Castuera.

La normativa, que fue aprobada en pleno el pasado mes de mayo, regulará la venta ambulante que se realiza en el mercadillo semanal y pondrá coto a la venta callejera que de manera ilegal se lleve a cabo en el municipio.

En este sentido, la concejala de Mercado, Elena Merino, explica que la ordenanza municipal reguladora de la venta ambulante y la realización de actividades de venta en la vía pública, "tiene por objeto establecer una serie de requisitos y obligaciones que deberán cumplirse para poder llevar a cabo el ejercicio de la venta ambulante en el término municipal de Castuera".

Además, "en la misma ordenanza se recoge la prohibición de la veta ambulante en vehículos con carácter itinerante, así como la que se realiza fuera de las fechas y lugares autorizados" apunta Merino.
Por otra parte, esta ordenanza también incluye un sistema específico de faltas y sanciones para la venta ambulante y concreta las posibles infracciones, previendo multas de hasta 600 euros para los casos muy graves.
Por el momento, además de la cartelería que se ha colocado en las entradas a la población anunciado la prohibición de la venta ambulante por las calles de la localidad, la medida más visible de esta nueva ordenanza municipal ha sido el traslado de los puestos de frutas y hortalizas del mercadillo semanal a la plaza de abastos que se hacia efectiva el pasado mes de agosto. Una demanda de comerciantes y vendedores del mercado de abastos, que vieron reducidas sus ventas drásticamente cuando el mercadillo se ubicó en la explanada del parque Félix Rodríguez de la Fuente.

Ahora, los vendedores del mercado de abastos aseguran que la afluencia de ciudadanos se ha incrementado notablemente y muestran su satisfacción por el cambio.

También desde el Consistorio se hace un balance positivo del traslado, "durante el mes de agosto hemos podido comprobar que el traslado de los puestos de frutas y hortalizas al mercado de abastos ha sido un éxito y que la sensación general es de satisfacción. Los ciudadanos lo agradecen y la zona comercial de la población lo ha notado favorablemente", concluye la concejala de Mercado, Elena Merino.