Miguel Hidalgo Fernández, alumno del colegio Joaquín Tena Artigas, ha sido finalista del Concurso Internacional de Dibujo Infantil de Aqualia

Alumnos del colegio Joaquín Tena Artigas junto al finalista / /F. Vázquez
Alumnos del colegio Joaquín Tena Artigas junto al finalista / / F. Vázquez

El dibujo de este alumno fue seleccionado entre los 8500 participantes de diferentes municipios de España y Portugal donde Aqualia presta servicio

REDACCIÓN HOY CASTUERA
REDACCIÓN HOY CASTUERA

El alumno del colegio Joaquín Tena Artigas de Castuera , Miguel Hidalgo Fernández, ha resultado finalista del Certamen Internacional de Dibujo convocado por Aqualia, gestora del servicio de Agua y Depuración de la Mancomunidad de Municipios de La Serena. Este certamen se convocó el pasado 22 de marzo, Día Mundial del Agua, y tenía como objetivo poner en valor el trabajo que representa llevar el agua desde la naturaleza hasta el grifo.

El alumno, cuyo dibujo fue seleccionado entre más de 8000 participantes, recibió en el aula de su colegio el premio. Se trata de una cámara de fotos digital acuática que fue entregada personalmente por el alcalde castuera, Francisco Martos; el Jefe de Servicio de Aqualia, Fernando Callejo; la profesora del alumno, Carolina Romero y la directora del colegio, Ascensión Perea.

El alcalde ha felicitado a todos los alumnos por su participación y los ha animado a seguir dando ejemplo de una conducta responsable en cuanto al uso del agua. También ha querido explicarles que no siempre el agua ha salido de los grifos, como ahora, y que no deben derrochar el agua, ya que se trata de un bien escaso y limitado. «Es muy importante que existan iniciativas como esta, destinadas a dar a conocer todas las fases del ciclo del agua y que trasladen el valor de este escaso recurso a la sociedad. Nada mejor que hacerlo desde que son pequeños», ha declarado el alcalde.

Por su parte, Fernando Callejo ha apuntado que el objetivo este año en el certamen ha sido que los más pequeños aprendan a valorar que «tener agua en casa no es tarea sencilla». «Detrás del gesto de abrir el grifo, hay una importante labor para que llegue a nuestras casas, hospitales, industrias… en óptimas condiciones para su consumo». Además, ambos han tenido palabras de especial agradecimiento a los profesores que en sus centros escolares han promovido la participación de los alumnos, dedicando tiempo de las clases a explicarles el ciclo urbano del agua.

El jurado ha valorado a la hora de decidir los premiados «su capacidad para representar el camino que lleva el agua desde la naturaleza hasta su entorno cotidiano, así como la manera como se devuelve al medio natural».